Guardar

Artículos

Maquillaje en polvo qué ventajas ofrece

maquillaje en polvo

Para un maquillaje bonito, la clave es preparar tu rostro con una base que unifique adecuadamente el tono de tu piel y ayude a que se vea natural. Es verdad que cada piel y tonalidad es distinta, por ello encontrar el maquillaje adecuado es una tarea difícil. Existen diferentes tipos y presentaciones, algunos te hacen la vida más fácil y práctica, como la presentación de maquillaje en polvo, su presentación es innovadora y la clave está en que no se note. Es ideal para las mujeres que tienen poco tiempo, porque no necesitarás más, ni bases de maquillaje líquido ni polvo translúcido. Además, resultará muy cómodo llevarlo contigo a cualquier lugar para retocarte si es que lo necesitas.

Antes de iniciar tu maquillaje, asegúrate de tener el rostro limpio, hidratado y protegido contra el sol. Primero, aplica corrector en las zonas que desees corregir y después aplica el maquillaje en polvo, evita los excesos, aplica solo lo necesario.

Puedes complementar tu maquillaje con el corrector True Match que corrige imperfecciones y signos de fatiga sin marcar las arrugas, dejando un aspecto natural.

Aplica el corrector en las imperfecciones dando ligeros golpecitos en la zona de las ojeras. Elige un tono que se aproxime más a tu tono de piel o en un tono más claro para que ilumine tu mirada. Extiende y difumina con pequeños toques sin arrastrar el producto, con movimientos suaves y circulares. Es muy importante difuminar los extremos para que quede totalmente adaptado al tono de la piel.

Si esta técnica de maquillaje es para ti, te sugerimos probar el Maquillaje en Polvo True Match; su fórmula es única, ya que iguala tu tono exacto, mejora la textura y unifica tu piel. Cuenta con la gama más extensa de tonalidades de L'Oréal Paris que te ayudará a elegir el tono más adecuado, sus tonalidades se encuentran divididas en warm, neutral y cold, lo que hará más fácil tu elección.

Para aplicarlo y que quede uniforme, extiende el producto utilizando la esponja por todo tu rostro. Expande desde el centro del rostro hacia los extremos y distribuye adecuadamente con pequeños círculos dando toquecitos, haz especial énfasis en la zona T. Repite esta técnica hasta que se haya fundido perfectamente con tu piel.

Siente cómo esta base se convierte en una segunda piel, con una cobertura impecable que minimiza las imperfecciones, con una textura suave y ligera, que unifica y da un look natural.

Descubre esta nueva posibilidad de maquillarte, práctica, sencilla y suave.

We'd welcome your feedback!

Thank you for visiting our website. You have been selected to participate in a brief customer satisfaction survey to let us know how we can improve your experience.

The survey is designed to measure your entire experience, please look for it at the conclusion of your visit.