Guardar

Artículos

Descubre qué tipo de tratamiento capilar necesitas

Para dejar el cabello bonito y saludable, las hidrataciones durante el baño no son suficientes, también es importante invertir en tratamientos más especializados y otro tipo de cuidados para que tu cabello luzca bello y esté visiblemente sano. 

Estas señales te dirán qué tipo de tratamiento capilar necesitas

Lo ideal es invertir en shampoos anti residuos y tratamientos potentes, como las humectaciones y las cauterizaciones, que hacen toda la diferencia. Aprende a identificar las diferentes técnicas para mejorar el aspecto del cabello, y elige la más adecuada para ti.

1) Hidratación 

Cualquier cabello, ya sea lacio o crespo, siempre necesitará hidratarse. Además de que es indispensable que las mechas estén suaves y con movimiento. Este tratamiento se debe realizar antes que cualquier otra etapa del cronograma capilar, ya que el agua es un componente que necesita la fibra capilar para mantenerse visiblemente saludable.

La hidratación se necesita más al momento de reparar la apariencia y el tacto del cabello. Si está reseco, con las puntas dobles y ligeramente áspero, estas señales indican que el cabello necesita una mascarilla hidratante para devolverle el agua a las mechas para que queden suaves y sean fáciles de manejar.

2) Nutrición 

Si el cabello está opaco, muy áspero y con frizz entonces está perdiendo nutrición, usa mascarillas ricas en aceites para reponer los lípidos de la fibra capilar, es decir, la grasa natural del pelo y para sellar las mechas, y que estas no pierdan hidratación.

Este tratamiento es uno de los más importantes para la rutina del cuidado de las mechas crespas, ya que repone la grasa natural que el cabello necesita, pero también da algunos beneficios a otros tipos de cabello y su función es nutrir la fibra capilar de adentro hacia afuera, para proteger a las mechas de los daños externos.

3) Reconstrucción 

Cuando el cabello está débil, quebradizo, elástico y altamente poroso, se debe incluir en la rutina capilar la reconstrucción de la fibra capilar para que ésta se recupere y se fortalezca. En general, las mechas que pasan por procedimientos químicos, como los alisados y las coloraciones, necesitan de mayores cuidados, para que estén mejor protegidas de los factores externos a los que se enfrentan en el día a día, incluso en ocasiones las mechas naturales necesitan del tratamiento.

Prefiere los tratamientos que tengan como ingrediente la caléndula que hidrata el cuero cabelludo, ayuda al crecimiento y que cuenta con propiedades regenerativas que ayudan a los folículos a que el pelo crezca de manera abundante, nutre y fortalece los folículos pilosos.

La reconstrucción deja el cabello más fuerte y con elasticidad natural. Pero, para que funcione es necesario evaluar el estado el cabello ,y agregar este paso al calendario capilar con la frecuencia correcta, de manera semanal para el cabello elástico, de forma quincenal para el cabello dañado que ha pasado por procedimientos químicos, o mensual para quienes tienen el cabello con textura natural.

4) Shampoo anti residuos

El shampoo anti residuos es un producto de tratamiento que es fundamental que penetre en las mechas. Aunque se usa más en las mechas grasosas, incluso en las resecas se necesita aplicar de vez en cuando para garantizar una limpieza profunda.

Para saber si tu cabello necesita ser lavado con este tipo de shampoo, basta con observar algunos detalles, si notas que no está reaccionando bien a los tratamientos y queda muy opaco y pesado, esta es señal de que debes recurrir a un tratamiento anti residuos para dejar el cuero cabelludo libre de impurezas y de los residuos de los productos utilizados con anterioridad.

5) Humectación capilar

La humectación capilar es una técnica que complementa la nutrición, pero la diferencia es que se requieren para su realización de mascarillas con propiedades que garanticen que se haga un tratamiento más profundo. Utilizada desde hace muchos años, se debe aplicar óleo de la raíz a las puntas y se debe masajear el cuero cabelludo con la punta de los dedos, para estimular el crecimiento. La versión nocturna, actúa en el cabello toda la noche, pero durante el día se puede dejar el producto dos horas para nutrir la fibra capilar.

Cuando el cabello está excesivamente reseco, sin brillo y con mucho frizz, en lugar de recurrir a las mascarillas el día de la nutrición, la mejor opción es apostar por la humectación capilar para realizar un tratamiento más potente.

6) Cauterización 

La cauterización es un tratamiento que actúa profundamente sobre la fibra capilar, devolviéndole la queratina que necesita al cabello, para que esté fuerte y visiblemente saludable. Además de la función de reconstruir, esta es una opción más potente para recargar de manera más intensa la proteína, para que funcione como una especie de “cemento” que impida que el cabello pierda los nutrientes que acaba de recuperar.

Pero, incluso con todos estos beneficios, la cauterización puede causar el efecto rebote en las mechas cuando no lo necesitan. Por eso, antes de recurrir a esta técnica, es necesario evaluar el comportamiento del cabello, si está extremadamente seco, dañado, y quebradizo, vale la pena establecer una fecha en el salón para realizar el procedimiento.


We'd welcome your feedback!

Thank you for visiting our website. You have been selected to participate in a brief customer satisfaction survey to let us know how we can improve your experience.

The survey is designed to measure your entire experience, please look for it at the conclusion of your visit.