Guardar

Artículos

La colorimetría del maquillaje ¿Sabes lo que es?

Colorimetría maquillaje: modelo usando esta técnica

Si te has maquillado y te miras al espejo y dices ¡Wow hoy quede más guapa que nunca! O si vas por la calle y te dicen ¡Qué bien te ves! Toma nota de los colores que llevas, las sombras o labial que has utilizado porque seguramente son los colores que mejor van con tu tono de piel, a esto le llamamos colorimetría del maquillaje, gracias a ella, con unas reglas básicas descubrirás los que resaltarán tu belleza y te darán mayor luminosidad.

Cada color es un mundo

Cada color tiene una variedad de tonalidades, combinaciones e intensidades. Lo primero es saber la diferencia de los colores y tener a la mano un círculo cromático, que está compuesto por los colores primarios, secundarios y terciarios. El amarillo, rojo y azul son los colores primarios. Los secundarios son los que se combinan entre ellos y resulta otra tonalidad como por ejemplo si combinas amarillo con azul se forma el color verde. Los colores terciarios es la mezcla de color primario y secundario. Este diagrama circular indica cómo se relacionan de forma armoniosa entre los diferentes tonos. Tener estos conocimientos te ayudará a saber cuáles son los colores que mejor te quedan, dependiendo de tus características, color de piel, ojos y cabello.

Tu tono de piel es único

Para maquillarte, es importante que identifiques si eres cálida o fría, si miras tus venas de la muñeca y son verdes eres cálida, si son azules eres fría y si es un tono intermedio eres neutra. Los colores cálidos son los que tienen en su composición amarillo y están relacionados con el verano como naranjas, rojos, verde. Los colores fríos son los que tienen en su composición azul y están relacionado con el invierno, como el azul, morado, verde azulado, etc. Los colores neutros son los que tienen baja saturación y son cercanos al gris. De esta manera identifica los que mejor van con tu tono de piel, esto no quiere decir que si eres fría no puedas usar tonos cálidos, visualiza el círculo cromático e identifica cómo los puedes combinar de forma armónica, por ejemplo, morado con amarillo.

Cómo usar los colores para corregir imperfecciones y crear una piel perfecta

Los colores complementarios los puedes identificar en el círculo cromático porque se encuentran opuestos, un caso interesante es cuando queremos corregir alguna imperfección como las rojeces en la piel, lo más recomendable es usar un corrector con tono verde, ya que, al ser colores complementarios, el verde cubre por completo el rojo o si tenemos ojeras hacia el violeta o morado, se cubrirán más fácil con un corrector amarillo.

Lo mismo pasa con las bases de maquillaje, pues nos ayuda a unificar el tono de tu piel cubriendo las imperfecciones, la Base de maquillaje True Match L'Oréal Paris iguala tu tono exacto y mejora la textura de tu piel, gracias a su gama extensa de tonalidades.

Y porque sabemos que tu tono de piel es único, el Polvo compacto True Match L'Oréal Paris iguala tu tono exacto, mejora la textura y deja una apariencia natural de tu piel.

Una vez que hayas preparado la piel, es decir, limpiarla e hidratarla, aplica la base de maquillaje y el polvo translúcido para que tu piel esté lista para darle color.

El mundo de la colorimetría es inmenso y se puede aplicar al maquillaje, para combinar tu ropa o para decorar tu casa, así que si te ha gustado y quieres seguir aprendiendo, juega con tus sombras para identificar las combinaciones que mejor van con tu tipo de piel.


We'd welcome your feedback!

Thank you for visiting our website. You have been selected to participate in a brief customer satisfaction survey to let us know how we can improve your experience.

The survey is designed to measure your entire experience, please look for it at the conclusion of your visit.